Saltar al contenido

Comprar trípode para cámara de fotos

Comprar trípode para cámara de fotos

Un buen fotógrafo es consciente de que para realizar un memorable trabajo necesita de un buen equipo fotográfico, no solo de una cámara. Uno de los elementos esenciales para el equipo fotográfico es sin duda, el trípode. Saber qué trípode elegir y comprar para cámaras no es una tarea sencilla, esto debido a la gran cantidad de modelos que se ofertan en el mercado.

En importante tener en cuenta varios factores para hacer una buena elección y comprar un trípode para cámaras de fotos, uno que se adapte a tus necesidades. Tienes que saber que no existe el mejor trípode del mundo, sino el mejor trípode de cámaras de fotografías para ti.

A continuación, te daré unos cuantos consejos para que hagas la mejor elección.

¿Para qué se necesita un trípode?

Muy bien, para comenzar debes saber porque es necesario que adquieras un trípode. Como se mencionó antes, el trípode es un elemento esencial en tu equipo fotográfico, un complemento necesario para tu cámara. Con su ayuda, podrás hacer sesiones largas sin preocupaciones, además brindar mayor estabilidad a tus fotos. Estas son algunas circunstancias en las que un trípode te sea muy útil:

  • Aumenta la nitidez y la profundidad en tus fotos.
  • Afina la composición de tus fotos, dando un muy buen encuadre.
  • Te ayudará sin duda, en algunas técnicas fotográficas como HDR, time lapse, etc.
  • Podrás hacer tomas de larga exposición.
  • Podrás hacer fotos nocturnas.
  • Te ayudará a hacerte autorretratos y fotos grupales en las que quieres aparecer.
  • Te facilitará el hacer fotografías macro, y fotos en ángulos y posiciones difíciles
  • Entre otras muchas cosas.

Partes de un trípode

Ya sabemos porque es necesario un trípode, ahora, te diré que compone un trípode, que son esas cosas que debes observar al momento de elegir y comprar un trípode para tu cámara de fotos.

  • Las patas: estas son las que soportan el peso del trípode, son hechas de distintos materiales generalmente de aluminio y/o carbono, hay de las que se abren de forma individual, estas para terrenos irregulares, y de las que se abren todas a la vez.
  • Los pies: estos son las terminaciones de las patas y estos pueden ser distintos según las necesidades del fotógrafo, pueden ser de goma o de metal.
  • La columna central: es algo que no todos los trípodes poseen, este sirve para ajustar la altura de este. Hay unos modelos que poseen un gancho debajo para dar más peso al trípode y dar más estabilidad.
  • La rótula o el cabezal: es aquella parte que permite el ajuste de la posición de la cámara si necesidad de mover el trípode entero. Hay trípodes con rotulas fijas o intercambiables.
  • Zapata: es un elemento que sujeta la cámara y evita que esta se caiga.

Tipos de Trípode

A continuación, mencionaremos los tipos de trípodes con los que te puedes encontrar:

  • Gama baja: normalmente son de platico o aluminio, y no poseen partes separables
  • Gama media: estos son los tipos de trípodes que buscan un equilibrio entre lo ligero y la estabilidad, y también puedes encontrarlos con rotula que se puede separar o no.
  • Gama media alta: son trípodes un poco más robustos y que comúnmente tienen mucha más capacidad de carga. Son los que generalmente se utilizan con teleobjetivos.
  • Minitrípodes o de bolsillo: son unos muy fáciles de cargar y trasladar, puedes colocarlos sobre mesas, rocas o incluso sobre el suelo.
  • Minitrípodes flexibles: son muy parecidos al anterior con la diferencia de que sus patas se pueden doblar y enredar alrededor de ramas, por ejemplo. Puedes comprar este trípode para tu móvil.
  • Monopie: es algo que está justo en medio de ser un palo para selfie y un trípode, ofrece más estabilidad al disparar, pero con mucha más libertad de movimiento.

¿Qué factores hay que tener en cuenta a la hora de elegir y comprar un trípode?

Ahora bien, vamos a comentar algunas características que se deben tomar en cuenta al momento de comprar un trípode para tu cámara:

Máxima carga que soporta:

Esta es una característica que el fabricante del trípode determina. Para elegir el soporte del peso de tu trípode, te recomendamos que tomes en cuenta el peso de tu cámara en conjunto con el objetivo de mayor peso que tengas, esta sumatoria multiplícala por dos. Así tendrás un margen suficiente de peso. Y recuerda que el mismo margen de peso del trípode lo deber tomar en cuenta para el cabezal.

El peso del trípode

Esta es una característica primordial, puesto que el trípode tendrás que llevarlo mucho tiempo contigo. Puede que en ocasiones tengas que hacer sesiones en sitios a donde podrás trasladarlo en un auto, pero, hay sesiones en las que tendrás que viajar y caminar, por ende, llevarlo en tu espalda, y créeme que el peso lo notaras mucho en esos momentos.

Por eso se recomienda que se busque alguno que pese alrededor de kilo y medio, si eres de sesiones fotográficas fuera de un estudio, o te interesa fotografiar en zonas difíciles de llegar. Si quieres comprar un trípode ligero, puede optar por uno de carbono, eso sí, estos son un poco más costosos.

La altura de trabajo

A parte del peso, se debe tomar en cuenta la altura del trípode con el cabezal y la cámara sobre estos, procurando que el visor quede a la altura de tus ojos. Esto para que puedas hacer fotos de pie cómodamente. Ojo, la altura del trípode hay que medirla con la columna central, si es que la tiene baja completamente.

El tamaño plegado del trípode

Esta característica es muy importante, al igual que el peso, se debe tomar en cuenta para cuanto se toque transportarlo, se debe considerar este aspecto muy en cuenta si estas buscando comprar un trípode para viajes. Procura que sea uno que quepa en la maleta

Pies del trípode

Hay diferentes pies para distintas condiciones, están los de goma y plástico, ideales para interiores y los de metal, ideales para exteriores.

Columna central

Hay quienes lo encuentran agradable y hay quienes no, ya que esta quita estabilidad, mientras más alto menos estable será.

La rótula

Existen trípodes con rotula fija y otros con rotulas intercambiables, cualquiera de estas opciones puede convenir, si compras una intercambiable, puedas cambiarla fácilmente cuando ya no sea del gusto o ya  no sirva. También se puede comprar un trípode con rotula fija, hay unos que son muy buenos y además son más económicos.

También hay distintos modelos de rotula, entre los preferidos están los de bola, que poseen un solo punto de control y puede que permita bloquear o desbloquear el movimiento, facilitando la regulación de la posición con una sola mano y de forma rápida. También está el 3D, esta dispone de tres puntos que se pueden ajustar por separado cada uno. Son muy precisos siempre y cuando se posea el tiempo para ajustarlas, muy útiles en fotos de estudio.

Estabilidad

Hay que asegurarse que el trípode que se elija sea estable, que sea capaz de soportar fuertes vientos, choques o golpes que puedan surgir de la nada en cualquier sitio que se elija para la toma de fotos.

Relación precio y prestaciones

Siempre hay que tener en cuenta que el trípode al ser el más costoso es no es el mejor, ni tampoco lo es el que más prestaciones tenga, el mejor trípode es aquel que se ajusta a todo lo que se necesita y al bolsillo.